Series ly » Críticas de cine » Gladiator

Gladiator


gladiator

 

Lo mejor: los actores (geniales), la banda sonora, los intensos diálogos
Lo peor: el montaje y realización de las escenas de batalla, pierden muchísimo encanto

Nota: 7,5/10

Ficha técnica

  • Título original: Gladiator
  • Título en España: Gladiator
  • País: Usa
  • Género: Acción, Drama
  • Año:2000
  • Director: Ridley Scott
  • Reparto: Russell Crowe, Joaquin Phoenix, Connie Nielsen, Oliver Reed, Richard Harris, Derek Jacobi, Djimon Hounsou, David Schofield, John Shrapnel, Tomas Arana, Ralf Moeller, Spencer Treat Clark, David Hemmings, Tommy Flanagan, Sven-Ole Thorsen y Tony Curran

Lo que hacemos en la vida tiene su eco en la eternidad

     Qué decir de Gladiator que no se haya dicho ya. Una película que dividió a la crítica y al público, catalogada como obra maestra y bazofia comercial a partes iguales. Lo que es seguro es que no dejó indiferente a nadie, y que supuso un renacer del cine histórico, considerado muerto hasta entonces, y que ha vuelto a resurgir con fuerza en los últimos años apoyado por unas mejoras técnicas y tecnológicas que permiten un mayor impacto visual.

 

Gladiator

 

     En mi caso, me encuentro dividido: Gladiator es una película que cumple, que mezcla el cine puramente comercial con cine de calidad y que cuenta con unas actuaciones brillantes y unos diálogos excelentes, pero también tiene demasiados puntos negativos para considerarla sobresaliente. Por un lado, está el poco tacto que Ridley Scott volcó en las escenas de batalla, muy en su estilo: todo el despliegue visual que veíamos en los primeros minutos de metraje se iba diluyendo a borbotones en las siguientes escenas de acción, empezando por el choque de los ejércitos y continuando con todas las escenas de luchas entre gladiadores. El movimento violento de la cámara y los ángulos imposibles son marcas del director, y terminarán confundiendo al espectador, haciendo que todas estas escenas brillen muchísimo menos. Es comprensible que este tipo de herramientas se utilicen en producciones modestas, donde la falta de recursos debe suplirse con las más ingeniosas artimañas del director, pero no en este caso. Esta superproducción contaba con todos los recursos necesarios para hacer que esas escenas brillaran, pero incluso el impacto visual de los carros de batalla tirados por cuádrigas que metieron en las escenas del Coliseo, y que costaron una verdadera fortuna, perdieron todo su esplendor por los juegos de cámara que Scott tuvo a bien incluir.

 

Gladiator

 

     Otro error que es posible percibir en este filme es el guión: si bien los diálogos resultan fluidos e intensos de forma aislada (incluso podreis sacar diversas citas célebres como la que titula esta crítica), le falta coherencia de conjunto. Sabemos que el argumento de Gladiator mezcla diversos hechos históricos entre sí, como mezclar a Espartaco y al general Máximo Décimo Meridio en la figura del protagonista, Máximo (Russell Crowe), y también incluye hechos totalmente ficticios, pero el hecho es que gran parte del argumento, que está pensado para engrandecer la figura del protagonista acorde con los cánones de “happy ending” hollywoodienses. Me explico: el personaje de Espartaco, que pone en jaque a todo el Imperio Romano, es finalmente derrotado y muere abatido por los soldados romanos. Por eso, necesitaban una figura que triunfara donde Espartaco sucumbió, y de ahí nace este general Máximo, que tendrá la destreza y habilidad para conseguirlo. Pero pensemos fríamente: ¿por qué, cuando se descubre públicamente que el gladiador al que llaman “El hispano” es en realidad un general romano, nadie hace nada? Primera laguna. O ¿qué razón lleva a un emperador romano a combatir cuerpo a cuerpo con un esclavo? Sí, sabemos que tenían que añadir algo muy personal para lograrlo, como el hecho de que Máximo es amado como un hijo por el emperador anterior y la hermana de Cómodo, el emperador actual, está enamorada de él. Cómodo sin embargo, siempre fue rechazado por su padre, y además está enamorado de forma no correspondida de su hermana. Algo rebuscado, pero a pesar de todo es incomprensible que un emperador se humille a si mismo hasta el punto de luchar contra un simple esclavo. Es algo que en la película no nos paramos a pensar, pero que si lo razonamos un poco resulta improbable. Siempre quedaba la alternativa de amañar una pelea posterior, o drogarle la comida para debilitarle, etc. No cuela que un emperador romano no tenga ningún método mejor para acabar con un esclavo que enfrentarse a él físicamente…

 

Gladiator

 

     Sin embargo, no todo es malo en esta película ni mucho menos. A pesar de estos evidentes fallos, es un filme fantástico, que como comentaba arriba mezcla las escenas de acción propias del cine comercial americano con una calidad cinematográfica muy superior a la que suelen tener este tipo de largometrajes. Las actuaciones, por lo demás, acertadísimas, pero me quedo con los dos protagonistas, un Máximo que se come la cámara y de inmediato toma el papel de héroe de forma bastante creible y Cómodo (Joaquín Phoenix), una figura totalmente antagónica a él. Envidia a Máximo porque éste posee todos los valores que Cómodo nunca supo obtener (templanza, valor, sabiduría, humildad), pero también se encuentra resentido, porque se vio privado del amor de un padre que siempre lo repudió y de una hermana que no lo ama, mientras que Máximo si obtuvo el respeto, admiración y amor del emperador y la hermana de Cómodo. Impresionante la evolución no solo psicológica, sino también física de un Cómodo que se muestra más pálido, ojeroso y enfermizo a medida que avanza el metraje, consumido por la ambición, la sed de poder y sus paranoias.

 

Gladiator

 

     La banda sonora, otro gran acierto. Ilustra a la perfección las escenas más dramáticas de la película, pero también acompaña el resto del filme, y se hace realmente imprescindible por momentos.

 

Conclusión

     Gladiator es una película que reinventa un género muerto, algo sin duda complicado. Sus enormes aciertos chocan con unos errores que resultan inperdonables en este tipo de superproducciones, y que hacen que pierda gran parte de su impacto visual. Algunas otras producciones, como la reciente serie televisiva ‘Spartacus, Blood and Sand’, salvando las distancias tecnológicas que aportan 10 años de diferencia entre una y otra, si aprovecha los recursos que posee, dando un producto más atractivo.

 


Crecemos gracias a ti, comparte :)